Publicado: 
20 de octubre de 2020

Investigaciones de la Estación – Cena fresca

Los miembros de la tripulación a bordo de la Estación Espacial Internacional realizaron estudios de pérdida muscular, hongos y bacterias en el suelo y fenómenos de ebullición durante la semana del 12 de octubre. La astronauta de la NASA Kate Rubins y los cosmonautas de Roscosmos Sergey Ryzhikov y Sergey Kud-Sverchkov llegaron temprano a la estación espacial el miércoles 14 de octubre. El astronauta de la NASA Chris Cassidy y los cosmonautas Anatoly Ivanishin e Ivan Vagner comenzaron a empacar para su regreso a la Tierra, actualmente programado para el 21 de octubre. Su partida marca el comienzo de la Expedición 64.

Ahora en su vigésimo año de presencia humana continúa, la estación espacial tiene una plataforma para la investigación de larga duración en microgravedad y aprender a vivir y trabajar en el espacio. La experiencia adquirida en el laboratorio en órbita apoya Artemis, el programa de la NASA para avanzar hacia la Luna y Marte.

Nave espacial Soyuz acoplada a la estación espacial
La nave soyuz atracada a la estación espacial el miércoles por la mañana. Las escotillas se abrieron oficialmente a las 7:07 a.m. (Hora Estándar del Este) para que los tres nuevos miembros de la tripulación entren en el laboratorio en órbita, restaurando el complemento de la tripulación a seis para el resto de la Expedición 63.

Aquí hay detalles sobre algunas de las investigaciones en microgravedad que se están llevando a cabo actualmente:

Observando las propiedades musculares

Durante la semana, la tripulación completó la recolección y el procesamiento de sangre, así como escaneos de objetivos musculares específicos para Tono Muscular en el Espacio (Myotones), una investigación de la ESA (Agencia Espacial Europea) . Se espera que esta observación de las propiedades bioquímicas de los músculos durante la exposición a largo plazo a los vuelos espaciales proporcione información sobre los principios del tono muscular humano en reposo. Los resultados podrían conducir al desarrollo de nuevas estrategias en los tratamientos alternativos para combatir la pérdida de masa muscular durante futuras misiones espaciales, y debido a enfermedades y atrofia en la Tierra.

Suelo más sano para una mejor producción de alimentos

La rizosfera, o capa del suelo que interactúa con las raíces de las plantas, contiene grupos de partículas de suelo llamadas agregados. Formados por hongos y bacterias, estos agregados proporcionan los nutrientes que las plantas necesitan para crecer. Estudios recientes han demostrado una conexión entre la actividad biológica, la formación de agregaciones y la capacidad general de los suelos para producir cultivos alimentarios nutritivos de manera sostenible.

La Salud del Suelo en el Espacio:  La Determinación de los Efectos Gravitacionales sobre la Estabilidad del Suelo Para la Agricultura en Ambiente Controlado (Rhodium Space Rhizosphere) examina cómo el vuelo espacial afecta los agregados del suelo y así ayudar a mejorar la producción de alimentos en el espacio y en la Tierra. La tripulación preparó cámaras de muestras para la investigación durante esta semana.

Una mirada de cerca a la ebullición

La ebullición es un fenómeno común pero complejo, importante para muchas aplicaciones, incluida la conversión de energía, los procesos alimentarios y químicos, el almacenamiento y la propulsión de combustible, y el enfriamiento de la electrónica. La investigación Ebullición Multiescala de la ESA (Agencia Espacial Europea) prueba los fundamentos de la ebullición como la aparición de burbujas y la transferencia de calor. La realización de experimentos de ebullición en microgravedad permite observar efectos que son demasiado rápidos y demasiado pequeños para medirlos en condiciones normales de gravedad. Una mejor comprensión de la dinámica de la ebullición podría mejorar el diseño de futuras aplicaciones espaciales, como el almacenamiento de combustible, la propulsión y la refrigeración de dispositivos electrónicos. Durante la semana, los miembros de la tripulación instalaron el Recipiente para Experimentos de Ebullición Multiescala en el Laboratorio de Ciencia de Fluidos de la ESA (FSL), una instalación multiusuario diseñada para realizar investigaciones de física de fluidos en microgravedad.

Burbuja formada por líquido hirviendo dentro de la estación espacial.
Una burbuja resultado de las pruebas Ebullición Multiescala. Esta investigación de la ESA (Agencia Espacial Europea) prueba principios fundamentales de la ebullición tales como el inicio de las burbujas, que se comportan diferente en microgravedad y en la Tierra.

Otras investigaciones en las que trabajó la tripulación:

  • Evaluación de la Estabilidad a Largo Plazo de los Ingredientes Farmacéuticos en una Matriz de Excipiente para su Uso en una Posible Futura Fabricación en Órbita (Estabilidad de los Ingredientes de los Excipientes Farmacéuticos en Microgravedad) evalúa los efectos de la microgravedad y la radiación en la estabilidad a largo plazo de los ingredientes no activos de los medicamentos. Los resultados podrían apoyar el desarrollo de la capacidad de formular medicamentos en el espacio.
  • El Efecto de la Hipogravedad de Larga Duración en la Percepción del Auto Movimiento (VECTION), una investigación de la Agencia Espacial Canadiense, determina hasta qué punto la microgravedad interrumpe la capacidad de un astronauta para interpretar visualmente el movimiento, la orientación y la distancia, así como cómo esas habilidades pueden adaptarse en el espacio y cambiar de nuevo al regresar a la Tierra.
  • La investigación de la Aptitud del Genoma Completo de las Bacterias en Microgravedad (Bacterial Genome Fitness) analiza qué factores y procesos ambientales son importantes para que las bacterias crezcan en el espacio. Los resultados podrían ayudar a los diseñadores de naves espaciales a controlar o prevenir el crecimiento bacteriano.
  • Actiwatch es un monitor usado por un miembro de la tripulación que recopila continuamente datos sobre ritmos circadianos, patrones de sueño-vigilia y actividad durante el vuelo, y que se pone en funcionamiento tan pronto como sea posible después de la llegada a la estación.
  • Aprovechando la Microgravedad para Detectar ARN Mensajeros Onco-selectivos para la Inmunoterapia para el Cáncer (Onco-Selectors), prueba medicamentos basados en ácidos ribonucleicos mensajeros (ARNm) para tratar la leucemia.
  • La investigación Impacto Integrado de la Dieta en la Respuesta Inmune Humana, la Microbiota Intestinal, y el Estado Nutricional Durante la Adaptación al Vuelo Espacial (Food Physiology) documenta los efectos de mejorar las dietas para la función inmune y el microbioma intestinal y la capacidad de esas mejoras para apoyar la adaptación a los vuelos espaciales.
  • Radio Ham de la ISS les brinda a los estudiantes la oportunidad de hablar directamente con miembros de la tripulación vía radio ham (radio amateur), involucrando y educando a los estudiantes, maestros, padres y otros miembros de la comunidad en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas.
Tangolab Cubelab dentro de la estación espacial
Esta imagen muestra el Tangolab CubeLab para Estabilidad de los Ingredientes de los Excipientes Farmacéuticos en Microgravedad, una investigación de la Universidad de Adelaide que prueba la estabilidad de larga-duración de medicinas en el espacio. Los investigadores esperan desarrollar laboratorios en órbita para la formulación y fabricación  de productos farmacéuticos.

Para actualizaciones diarias, siga @ ISS_Research, Space Station Research and Technology News o our Facebook. Siga el ISS National Lab para obtener información sobre sus investigaciones patrocinadas. Para tener la oportunidad de ver la Estación Espacial pasar sobre su ciudad, visite Spot the Station.

[Read the English version of this story]

John Love, científico principal de la Estación Espacial Internacional
Expedición 63

Traducción al español:
Universidad Nacional de Mar del Plata
Mar del Plata, Argentina